www.muyinteresante.com.mx

Mercurio nos sonríe

Mercurio nos sonríe espacio / 09/11/12

Estás viendo una de las últimas imágenes que capturó la sonda MESSENGER de la superficie mercuriana.

Cómo se aprecia, se trata de un cráter cuyos picos centrales se erosionaron para formar una cara feliz, algo que asemeja a lo que en inglés se conoce como un Smiley, el diagrama de una cara sonriente, usualmente amarillo.

Aunque en los setenta el Mariner 10 logró fotografiar su superficie, el explorador MESSENGER es el primero en orbitar el planeta Mercurio, y porta siete instrumentos científicos de investigación radial que están destapando la historia evolutiva de planeta del Sistema Solar más cercano al Sol.

Y es que durante su misión primaria, de un año de duración, la sonda ha colectado 88 mil 746 imágenes, además de una serie de datos e información. Ahora, durante una misión extendida, se planean adquirir más de 80 mil imágenes nuevas para justificar las metas investigativas del MESSENGER.

De hecho, la Academia Internacional de Aeronáuticas (IAA, por sus siglas en inglés) premió al equipo del MESSENGER con el 2012 Laurels for Team Achievement Award, debido a que representa un "fantástico y extraordinario logro" que hizo un gran "progreso en la exploración científica del Sistema Solar", según el texto de reconocimiento de la IAA.

La misión principal del MESSENGER es estudiar la historia evolutiva de Mercurio para así comprender más la historia misma del Sistema Solar.

¿Por qué Mercurio?

Para muchos científicos, este planeta es muy confuso.

Tiene un sentido del tiempo extraño: orbita alrededor del Sol cada 88 días terrestres, haciendo de su ciclo anual un cuarto de la órbita de la Tierra.

Lo raro es que, con esta velocidad de traslación, sería lógico pensar que un día en Mercurio pasaría en un parpadeo: la velocidad de traslación aceleraría la velocidad de rotación del planeta.

Pero con su inusual lentitud de rotación, un día mercuriano dura lo que son seis meses en la Tierra.

Además, debajo de la superficie, algo peculiar está pasando para los investigadores: el núcleo de Mercurio es una masa compuesta de hierro cubierto de una manta de magnesio y silicatos de hierro. Para un planeta rocoso como la Tierra y Venus, esta estructura geológica es normal.

Lo que llama la atención de los científicos es que el núcleo puede estar hecho principalmente de hierro, cerca del 65 por ciento. Esto es el doble del porcentaje de hierro en el núcleo de la Tierra, y sus razones permanecen en misterio para los especialistas.

Ahora, tomemos en cuenta que tanto Mercurio como la Tierra son los dos únicos planetas rocosos del Sistema Solar con campo magnético. En nuestro caso, se cree que el campo magnético terrestre es producido por un mar de magma líquido circundando el exterior del núcleo del planeta.

Sin embargo, no hay señales de un magma líquido rodeando el núcleo de Mercurio. Una teoría alega que su campo magnético es el remanente de la etapa cuando el magma fluía por su núcleo.

Así, el MESSENGER busca esclarecer estos misterios.

Redes Sociales

Síguenos

Siguenos en Facebook Siguenos en RSS Siguenos en Twitter

Recibe nuestras noticias