Categorías: Salud y Bienestar

¿Qué es el estrés? ¿Cómo nos afecta? ¿Se puede regular?

La primera referencia al término estrés surge en 1936. En aquel año la revista Nature publicó un artículo titulado “A Syndrome Produced by Diverse Nocuous Agents,” El autor fue Hans Selye del departamento de bioquímica de la universidad de Montreal en Canadá.  

Un error hizo que en este artículo se presentase al mundo el vocablo estrés. Strain es un término usado en ingeniería que se refiere al agotamiento que sufren los materiales con el uso.  Dice la leyenda que el doctor Hans Seyle, austriaco, en sus primeros años en Canadá no dominaba bien el inglés y entendió que strain se escribía stress. 

La confusión del doctor provocó que el mundo de la ciencia incorporarse la nueva palabra, y Seyle se hiciese, de manera involuntaria, un nombre en la historia.

Si revisamos el  (estudio) vemos que Selye definió estrés como “Un síndrome producido por diversos agentes nocivos que provocan una respuesta adaptativa del organismo”. A esa respuesta adaptativa la denominó «Síndrome general de adaptación» y la dividió en 3 etapas. 

1.- Alarma de reacción: el cuerpo detecta al elemento estresor. 

2.-Fase de adaptación: el cuerpo desarrolla una respuesta a la presencia de ese elemento estresor. 

3.- Fase de agotamiento: por la duración y/o el nivel de intensidad el cuerpo comienza a perder su capacidad de respuesta ante dicho estresor.

¿CÓMO NOS AFECTA?

Más de 80 años después, los modernos métodos de análisis científico parecen darle la razón al Doctor Seyle. Numerosas investigaciones demuestran que, una vez entramos en contacto con un elemento estresor, el metabolismo comienza a liberar hormonas del estrés. Si el estresor sigue operando por más tiempo (por ejemplo, un jefe impertinente al que tenemos que ver a diario) el cerebro sigue secretando hormonas del estrés, sobre todo, cortisol. Se ha visto esto en pacientes diagnosticados con depresión. 

Si el elemento estresor se mantiene durante el tiempo suficiente (el jefe impertinente durante 10 años) el cuerpo se agota y deja de generar cortisol. Se genera una hiposecretación de cortisol. Se ha visto este perfil en pacientes con síndrome de burnout. (estudio1) (estudio 2) , (estudio 3) 

Sonia Lupien es una de estas autoridades a nivel mundial en el estudio de este tema. En su libro Well Streseed: manage stress before it turns toxic, explica que “El estrés es como el azúcar, no es intrínsecamente malo, de hecho es necesario en ciertas dosis. Pero si abusamos….nos podemos volver diabéticos y eso sí es un problema”.

Ya nadie discute el efecto tóxico que para el organismo posee el estrés crónico. Son muchas las investigaciones que demuestran esto (estudio 1) , (estudio2) , (estudio 3). El estrés crónico afecta al sistema inmune y está relacionado al desarrollo de ciertas enfermedades como la hipertensión, ciertos tipos de cáncer o la depresión. Se ha visto incluso acortamiento de los telómeros de las moléculas de ADN lo cual está directamente vinculado con la esperanza de vida. Así que no es ninguna broma el tema. 

En la siguiente tabla podemos ver alguno de los efectos del estrés sobre la salud. 

Immune Dysregulation and Chronic Stress

* Tabla extraída de la siguiente investigación

¿SE PUEDE REGULAR?

Por fortuna en estos momentos existen numerosas soluciones avaladas científicamente para gestionar el estrés. Hay básicamente dos posibilidades.

Tratamientos no farmacológicas: Técnicas de respiración, meditación, mindfulness (estudio) el yoga o los tratamientos psicológicos ha demostrado sobradamente su eficacia. Son las más eficaces si se utilizan de manera preventiva en las primeras etapas del problema. Aprendiendo ciertas técnicas tendremos posibilidad de mantener nuestros niveles de estrés en rangos saludables.

Terapias a base de fármacos: Cuando el estrés se ha cronificado la química cerebral puede verse alterada. Para corregirlo existen diferentes tratamientos destinados a regular los niveles de hormonas del estrés que nuestro cerebro produce.

Es importante que estas soluciones lleguen a los ciudadanos de manera que se pueda generalizar el uso y sobre todo que las personas afectadas por esta patología sepan cómo identificarla y actuar en consecuencia.

 


Juan Carlos Domínguez.

Periodista científico y especialista en alto rendimiento.

www.jdominguezr.com

Foto de rawpixel

Muy Interesante

Compartir
Publicado por
Muy Interesante

Contenido reciente

  • Medio Ambiente

Mascarillas y guantes: ONG denuncia contaminación en el Mediterráneo

El video filmado por una ONG ambientalista francesa en el mar Mediterráneo muestra mascarillas y guantes que cubren el lecho…

11 horas atrás
  • Ciencia y Tecnologia

UNAM avanza en ensayos de vacuna contra COVID-19

La Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) ya se encuentra en la primera fase de evaluación de la vacuna contra…

11 horas atrás
  • Historia

Times New Roman, el origen de la fuente para lectores

¿Sabías que? La fuente Times New Roman se imprimió por primera vez el 3 de octubre de 1932 en el…

15 horas atrás
  • Ciencia y Tecnologia

Mosaico romano del siglo III es desenterrado en viñedo italiano

Topógrafos descubren un piso de mosaico romano en un viñedo en el norte de Italia después de varias excavaciones fallidas.…

17 horas atrás
  • Medio Ambiente

Águila arpía: geografía, alimentación y conservación

Con su rostro expresivo, collar de plumas y tonos negros y grises, no se puede negar que el águila arpía…

19 horas atrás
  • Curiosidades

¿Citas en Zoom? No te sorprendas si esas chispas se esfuman en persona

¡Ayuda! Creo que me estoy enamorando de Zoom Texto original por Sheril Kirshenbaum vía The Conversation | Para aquellos que se sumergen…

20 horas atrás